StudioLased | Blog
301
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-301,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

01.09.2017

Menú con arte

Facebook

Twitter

Claro que sí, porque la primera impresión nos motiva y nos da esa sensación de bienestar que nos invita a pedir, a probar y a quedarnos. El mundo actual es visual y seductor, y la hostelería no escapa de este escenario en sus presentaciones.

 

Si quieres atrapar a tus comensales y atraer nuevos clientes, comienza por ponerle un sello propio al restaurante. Define una línea gráfica clara y haz que destaque de manera agradable. Las paredes, la decoración, el menú… todo debe formar un conjunto que transmita el concepto del local.

 

Recuerda que antes de que el cliente cree empatía con un servicio o pruebe la comida, la presentación del menú es lo primero con lo que va a tener contacto. Está demostrado que una carta de menú creativa incrementa las ventas y atrae a curiosos.

 

A la hora de crear una carta es importante tener en cuenta ciertos aspectos:

· Concepto del restaurante a transmitir

· Características del propio restaurante (qué tipo de restaurante es)

· Público objetivo

· Localización

· Características del entorno que rodea al restaurante

 

El soporte de la carta es muy importante también. Es necesario tener en cuenta la resistencia, la firmeza, textura, colores y tipografía.

 

El color es muy importante tenerlo en cuenta, ya que se pueden conseguir muchas cosas con la elección de una paleta adecuada, como reflejar el concepto del restaurante o estimular el apetito del cliente. La gama cromática es algo que compete al Neuromarketing, una disciplina que influye más de lo que creemos en la gastronomía.

 

En cuanto al contenido de la carta es muy útil resaltar ciertos elementos de manera que llamen la atención del cliente. Su estructura debe marcar el orden en que serán consumidos los platos.

 

Además de ser la carta o menú en sí una eficaz herramienta de marketing, la comunicación y promoción del restaurante deben ir acompañadas de una estrategia global, unas plataformas acordes a la tipología del local y un branded content que explique qué, quién, cómo y dónde pasar una buena experiencia.

01.08.2017

La comunicación de lo artesanal

y lo auténtico

Facebook

Twitter

¿Quién recuerda el sabor del tomate o las patatas de antaño? ¿Y esas panaderías con olor a leña? La tendencia es clara; lo artesanal, lo auténtico y lo sostenible.

 

Durante los tres últimos años hemos visto aparecer nuevos comercios de venta a granel, cooperativas, un nuevo artesanado de la alimentación, la moda o la cosmética sostenibles y huertos urbanos. Hace pocos años, una gran multinacional de productos lácteos reconocía de forma confidencial que no temía a sus competidores, tan gigantes como ella, sino a las pequeñas firmas artesanas que hacen yogures tradicionales.

 

El retorno de lo artesanal es también una oportunidad de creatividad, de diseño y de nuevas formas. Desde el bote de miel propia, pasando por la cerveza artesanal, hasta llegar a un hotel de concepto ECO, el branding, el packaging y la experiencia de cada uno marca esta tendencia de un futuro auténtico y soberano.

01.07.2017

El bar de mi barrio

Facebook

Twitter

¿Quién dijo que sólo los restaurantes con estrella Michelin tienen redes sociales? ¿Y que en TripAdvisor sólo aparecen los más conocidos?

 

Hoy en día las posibilidades y oportunidades de aparecer en internet y gozar de un buen posicionamiento está al alcance de todos. El marketing online para restaurantes debe prestar especial atención tanto en ofrecer un buen producto, como en conseguir un buen servicio. Pero no hay que despistarse. Es de vital importancia observar la competencia de los locales cercanos, tomar referencias de aquellos que están triunfando e investigar a través de Internet para conocer las tendencias que están destacando en el sector.

 

La ubicación del local, su capacidad, la decoración, la carta y demás detalles, son cada vez más importantes en la elección de un restaurante y cada vez hay más y mejores herramientas para mostrarlos al público.

 

¡Toma nota para cuidar esa buena reputación online de tu restaurante!

 

1. Uso del video-marketing

Ayuda al posicionamiento y aporta contenido de calidad. Muestra las instalaciones, el servicio, lo presentación de los platos, la mesa preferida por todos, una petición de mano, añade sonido e incluso efectos especiales. Marca una misma línea en todos ellos y triunfarás en las redes sociales.

 

2. Calidad frente a cantidad

No solo aplicado a la comida, sino también a las imágenes. Si tu restaurante tiene Instagram, no cuelgues cualquier foto. Estúdiala, trabájala e indéxala con palabras clave. Si las imágenes lucen bien, motivarán a aquellos que aún no han pisado el restaurante, a hacerlo. Además, recuerda que si tus imágenes son buenas, y el local invita a una experiencia, los usuarios harán lo mismo en sus cuentas de Instagram; buscarán la mejor imagen cuando estén en tu local 😉

 

3. Cercanía

No te dediques únicamente a subir tus platos, acerca a los clientes aquello que no están acostumbrados a ver. El chef cocinando, el servicio abrochándose la camisa, el montaje de la mesa, incluso la celebración al finalizar un buen servicio. ¡Se creativo y diferénciate!.

 

Además de ser la carta o menú en sí una eficaz herramienta de marketing, la comunicación y promoción del restaurante deben ir acompañadas de una estrategia global, unas plataformas acordes a la tipología del local y un branded content que explique qué, quién, cómo y dónde pasar una buena experiencia.

 

4. Uso de productos locales

No se trata solo de tener en tu cocida productos que conoces de primera mano, sino de crear sinergias trabajando con pequeños productores locales con una relación win-to-win. Del mismo modo obervamos el renacimiento de una tendencia saludable en todo lo que respeta a alimentación y por ello son muchos los restaurantes que, o bien están abasteciéndose de alimentos que se encuentran en su entorno más cercano, o bien están decantándose por cultivar sus propios huertos en las terrazas y azoteas de sus restaurantes.